La mala suerte: qué es y cómo combatirla

No olvides compartir

La mala suerte es un hecho, es decir, hay acontecimientos que nos ocurren a causa de que hemos tenido mala suerte. Ahora bien, si nos preguntan en qué consiste tener mala suerte no seremos capaces, muy probablemente, de dar una respuesta. Nos pasa como con el tiempo que, como dijo San Agustín, sabemos qué es perno no sabemos decirlo. No obstante, un poco de reflexión nos puede ayudar a definir qué es la mala suerte. Y después nos gustaría añadir un epígrafe para hablar de los modos que tenemos a nuestra disposición para combatirla. Así que sin más dilación pasamos a ello.

¿Qué es la mala suerte?

Para alcanzar un alto nivel de comprensión de un fenómeno complejo como es la mala suerte, lo mejor es un ejemplo simple, por mucho que esto pueda resultar paradójico. Así que nuestro ejemplo es el siguiente: Don Fulanito va paseando alegremente por la acera. De repente una teja de un edificio se cae y le abre la cabeza. Don Fulanito muere al instante a causa del golpe. Y decimos que Don Fulanito tuvo mala suerte. ¿Qué quiere aquí decir “mala suerte”? Quiere decir que aunque la teja pudo no haberse caído, se cayó. Que aunque pudo haber caído cuando no pasara nadie por debajo, cayó cuando pasaba alguien por debajo. Y, además, pudo haber caído sobre alguien que no fuera Don Fulanito. Y más aún: era improbable que una teja cayera. Y, a pesar de que cayera, era improbable que alguien pasara por debajo justo en el momento en el que cayó. Y aun pasando alguien por debajo, era improbable que ese alguien fuera Don Fulanito.

Esto es la mala suerte. Esta cadena de casualidades indica que, en la mayoría de los casos, se produce por causas no naturales, sino fortuitas. Estas son causas mágicas.

Cómo combatir la mala suerte

Las causas mágicas que ocasionan mala suerte pueden ser combatidas, con otra magia que contrarreste a la primera. Ahora bien, pueden ser muchas las causas de la mala suerte. Así nos encontramos con el mal de ojo, el abandono de nuestro ángel custodio, la influencia de algún espíritu maligno, el ser víctima de algún hechizo, etc. Esta multitud de causas impone una multitud de remedios. De modo que lo complicado a la hora de combatir la mala suerte es saber qué la ha causado. Una vez que sabemos esto, no es complicado combatirla utilizando el remedio adecuado.

Haz tu comentario
La mala suerte: qué es y cómo combatirla
Valóranos
No olvides compartir